Enfermedades Del Cuero Cabelludo

Enfermedades del Cuero CabelludoTanto el cabello como la piel y las uñas reflejan el buen o mal estado de la salud de una persona
Cualquier anormalidad del cuero cabelludo, llámese alopecia, calvicie, seborrea, etc., tiene causas externas e internas.

Hablamos de causas internas cuando el problema procede del interior del cuerpo. No hay un efecto sin una causa y en este caso, para encontrar la causa del mal debemos empezar por las raíces del cabello.

Las raíces del cabello están en contacto directo con los vasos sanguíneos y, por lo tanto, son regadas por la sangre, Si la persona tiene una sangre limpia, podrá tener un cabello sano y hermoso, Por este motivo lo primero que habrá que hacer será tener una alimentación que ayude a purificar la sangre.
El caso más común es la anormalidad de las glándulas sebáceas. El sebo, substancia segregada por las glándulas sebáceas, aumenta la secreción de tal manera que cuando se seca, se endurece formando pequeñas escamas que producen la caspa. Esta alteración es la llamada seborrea.

La caída definitiva del cabello se denomina calvicie. Se manifiesta en ciertas personas de edad por causas fisiológicas y en los jóvenes por ciertas afecciones, como es el caso de la seborrea.

La causa externa de las enfermedades del cuero cabelludo radica en el uso y abuso de los tintes y permanentes. Esas aplicaciones antinaturales resecan y queman el cabello volviéndolo áspero y, en vez de hacerlo hermoso, lo destruyen provocando su caída precoz o prematura.

También el uso de productos para dar brillo y fijar el cabello impide la respiración de los poros. Como consecuencia el cabello pierde vitalidad.


La higiene y pureza de nuestro cuerpo es vital para prevenir estas afecciones.

La decocción o la tisana de salvia es un excelente medio para lavar la cabeza, ya que es un gran limpiador del cuero cabelludo, proveyéndolo de las sustancias que necesita, y combate con éxito las impurezas.

Para prevenir la caspa, cada vez que se lave el cabello, hágase un masaje con zumo de cebolla y zumo de limón durante unos minutos. Luego se aclara con agua.

Friccionando a menudo el cuero cabelludo con jugo de cebollas, se combate la formación de caspa y la caída del cabello, favoreciendo al propio tiempo su crecimiento. Al igual que el de limón,

Para evitar la caída del cabello háganse fricciones de un cocimiento a base de cebolla, bardana y ortiga.

Para fortificar el cuero cabelludo, eliminar la caspa y parar la caída del cabello use el aguacate hágase fricciones con aguacate, triturándolo bien hasta formar una verdadera crema. Con el pelo seco se hacen masajes y se deja reposar media hora, luego se lava con agua tibia y en el último lavado se ponen unas gotitas de limón, que ayudarán a mantener brillante su cabello. Además el limón es el mejor y más natural fijador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada