Remedios Para El Mal Aliento

Remedios Caseros para El Mal Aliento
El mal aliento conocido también como halitosis, muchas veces es un síntoma de que el estómago anda mal;  la fetidez en el aliento nos revela la existencia de putrefacciones intestinales que se puede tratar con mucha efectividad con yerbas y una alimentación adecuada.

Para combatir el mal aliento se utilizan plantas como la menta y la yerbabuena, las cuales consiguen aromatizar pasajeramente la boca, pero no se logra una solución definitiva mientras se mantenga una mala digestión. La solución integral es conseguir y mantener permanentemente una buena digestión.

El mal aliento también puede ser debido a caries dentales que emiten olor desagradable, en este caso es necesario acudir al odontólogo. La falta de higiene bucal, enfermedades de las encías, fumar, el estreñimiento, el mal funcionamiento del hígado entre otros, son algunas de las causas del mal aliento.

Algunos remedios caseros que se utilizan son:

Ajenjo: El mal aliento puede ser fácilmente combatido con una cura de tisana de ajenjo y haciendo gárgaras con esta tisana. El ajenjo debe usarse con mucha precaución y nunca debe hacerse un uso prolongado del mismo. No deden tomarlo mujeres embarazadas.

La cura se puede realizar preparando una tisana, vertiendo sobre 5 gramos de hojas y flores de ajenjo, medio litro de agua hirviendo. No es necesario hacerlo hervir.
Para no tomar excesiva cantidad de esta planta, se debe tomar esta tisana, no a tazas, sino a cucharaditas y estas tomas deben ser bastante espaciadas; por ejemplo, una cucharadita cada hora, o cada dos horas.

El Perejil: Las sustancias que posee el perejil ayuda a combatir bacterias y a mejorar el aliento. Por eso se recomienda masticar una hoja de perejil después de las comidas así como tomar la infusión de perejil después de las comidas.
También se puede preparar un enjuague bucal colocando a hervir algunas hojas de perejil con clavos de olor, se cuela y cuando se enfríe se hacen buches con la infusion.

Té Verde: Las enzimas del te verde actúan contra las bacterias, caries e infecciones, y descomponen los restos de comida entre los dientes, por lo que es conveniente tomarlo después de comer.

La Menta, tambien es muy conveniente para el mal aliento, se recomienda  masticar hojas de menta y tomar el té de menta, anis, toronjil o yerbabuena después de las comidas.

Vino para el mal aliento: Macerar 30 g de hojas frescas de menta con un litro de vino blanco, durante dos días. Filtrar el vino y utilizarlo para hacer gárgaras

Cuando el mal aliento es causado por el estreñimiento o por el hígado, se recomienda tomar en ayunas 2 cucharadas de aceite de oliva con el zumo de medio limón. Se recomienda durante 9 días. Este remedio ayuda a limpiar el hígado.

La falta de saliva también produce mal aliento. Se recomienda tomar por lo menos 1 litro diario de agua natural entre comidas para mantener la boca hidratada.

También se recomienda masticar Canela, semillas de cardamomo o comer una manzana después de las comidas.
Tags Blogalaxia  


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada